Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
21 febrero 2011 1 21 /02 /febrero /2011 17:27

                                                    Unknown.jpeg

 

Sostener toda una vida en mentiras debe de ser algo no solamente ridículo, si no difícil. De hecho un inglés, (que siento no saber como se llama ni a que se dedicaba), decía que para mantener una mentira durante tiempo, era menester elaborar 20 más. Dicho esto queda claro que aquellos que son mentirosos compulsivos y desenfrenados, deben de tener en su haber tal cantidad de mentiras que solo sería equiparable al número de estrellas que hay en el universo.

Yo he conocido una persona que es eso, un mentiroso a escala planetaria. Cuando descubrí al verdadero elemento (era amigo mío), ya me había metido una goleada de mentiras tal, que en este momento, y ha pasado tiempo, no soy capaz de recordar una sola verdad entera entre todas las cosas que me llegó a contar.

Sostienen sus mentiras en un permanente chantaje emocional en el que se erigen como la víctima siempre, y luego descubres que carecen de escrúpulos y manejan con tal habilidad las maldades, que produce pavor pensar que durante tanto tiempo, en aras de una amistad, te creías todo aquello que te contaba.

Pero este nivel patológico nada tiene que ver con las mentiras que utilizamos en la vida cotidiana y sobre todo en la ejecución de nuestro trabajo.

Las mentiras, llamadas piadosas, aunque yo diría de supervivencia o de segundo orden, las utilizamos para allanar camino en nuestras relaciones personales y profesionales y conseguir objetivos loables que no causan dolor a quien le mientes. O por lo menos un dolor grande.

La mentira la hemos utilizado como argucia desde pequeños para salir de los embrollos en los que nos metíamos. O sea, yo diría que es un ancestro cultural, y si me apuras, si se hace con maestría, delicadeza y sin daño, en proporciones iguales, puede ser incluso un acto seudo-inteligente.

Siempre, eso sí, esperaremos de nosotros mismos no utilizar esa trampa en nuestras relaciones mejores, porque eso que haces tú de forma sibilina y delicada y que consideras una mentirigilla, para el que se la haces puede ser la prueba fehaciente de deslealtad y traición más grande que nadie se pueda imaginar.

Existe aquella frase que dice “nada es verdad, ni mentira, todo depende del cristal con que se mira”, que minimiza de forma etérea el hecho de la mentira.

Con lo que nos queda estar atentos y realmente valorar las mentiras en su justa medida.

Y si no mira en los países musulmanes lo que pasa cuando vas a comprar. Siempre es muy alto el primer precio que te dan, como utilizan todos los que viven allí el mismo rasero para semejante embuste, se dedican a regatear, hasta que llegan a un acuerdo que presupone su justiprecio. Por lo tanto la mentira del primer precio ya está arraigada culturalmente y admitida de tal manera que si no fuera así parecería que estás en otro país.

Las mentiras, pues, mejor no utilizarlas a no ser que correspondan, pero si lo haces piensa en esa sensación de ridículo que puede sentir a quien se lo has dicho, si es que no lleva a mayores.

Las mentiras las podríamos poner en una escala de 0 a 100.

Hay una mentira, (0 en esa escala), y esta si que es piadosa, que pretende dar bienestar a quien se la cuentas. Esta mentira nos lleva directamente al cielo. Por ejemplo la de los reyes magos. ¿Chula eh?

Otra mentira, a ver que valor le pondríamos..... !Nueva Rumasa!. Esta mentira es trans-nacional, trans-cultural, universal, hay en todos los sitios y todos los países del mundo. Te la cuentan tan bien que te la crees; el hostiazo que recibes es de tal envergadura que caes de culo y en algunos casos en la ruina. Menos mal que tenemos más adjetivos para estos casos, como son .....fraude, robo, estafa, etc, porque en la escala de antes se llevaría, no 100 puntos, sino 200.

Suerte que este Ruiz Mateos cree en Dios. A propósito con la utilización de este "ente" se han sostenido las mentiras más clamorosas de la historia universal y ha cobijado esta historia a mezquinos, ladrones y todo tipo de alimañas durante siglos.

Hablar de mentiras daría para mucho, para tanto que la canción que irá a Eurovisión este año es !Vamos a contar mentiras tralará!.

Es mentira, es otra canción la que va a Eurovisión.

Compartir este post

Repost 0
Published by diegolopez.over-blog.es
Comenta este artículo

Comentarios

xela 02/21/2011 22:56


Querio Diego,
Te faltó añadir que se coge antes aun mentiroso que a un cojo... Por eso yo siempre cojeo en esta vida por decir lo que pienso, consciente eso si de que no siempre soy poseedor de la verdad. Ruiz
Mateos reunió 150 millones de Euros con sus mentiras. Unos 5000 incautos viendo una ganancia ràpida quisieron creerle. Ahora ven que les han colado una mentira. Sinceramenre, muy sencillo de azotea
debe ser quien confio en el de "que te pego leche".
Saludos y a seguir.
PD. Espero que no seas uno de ellos Diego!!


Presentación

  • : El blog de diegolopez.over-blog.es
  • El blog de diegolopez.over-blog.es
  • : Estoy vivo, creo que soy contemporáneo del tiempo que me toca vivir. Entre los pliegues de mi corteza cerebral algo pasa. De las cosas que pasan entre esos pliegues hay algunas que me provocan la crítica o como mínimo el pensamiento en voz alta. Esto es mi blog, pensamientos en voz alta en los tiempos que corren.
  • Contacto

Busqueda

Liens